¿Realmente es vivir?

Reve Cossue

Un fino hilo de sangre

se convirtió en un océano

allá donde se pierde la memoria

y ya no cunden los besos.

De olas de glóbulos rojos

e islas como plaquetas

de náufragos como bacterias

de amores como la peste.

Allí donde hierve el furor

del sadismo y la buenaventura

donde te sacan los ojos

por decir unas cuantas verdades.

Donde los pensamientos

son latidos secos aborrecidos

y el aliento de vida es tan vago

que abrir una puerta te mata.

Ver la entrada original

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s